Imprimir

APOYO A LA PROTESTA CÍVICA NO MÁS CORTES DE LUZ

el .

El Ayuntamiento de El Boalo, Cerceda y Mataelpino se suma a los actos de protesta cívica convocados por la Plataforma Ciudadana NO MÁS CORTES DE LUZ para el día 21D, en solidaridad con todas las familias españolas afectadas por la pobreza energética, y como afectado particular por el corte de luz realizado por IBERDROLA SAU en el Edificio Municipal de la Plaza Mayor de Cerceda desde el día 1 de diciembre, que afecta a los servicios esenciales prestados a todos los vecinos de la localidad de Cerceda. VER DECLARACIÓN

 

El Ayuntamiento de El Boalo, Cerceda y Mataelpino ha decidido sumarse este 21 de diciembre al apagón de luz solidario convocado por la plataforma #NoMásCortesdeLuz que tendrá lugar entre las 19:00 y las 20:00 de la tarde. Durante esa hora se apagarán algunas de las luces cuyo funcionamiento depende del Ayuntamiento.

Con este apagón se pretende visibilizar el problema de la pobreza energética que se vive en España desde el comienzo de la crisis en 2007. Una carencia que afecta a más de 7 millones de personas que tienen dificultades para pagar la factura de la luz, 5 millones este invierno ni siquiera podrán encender la calefacción. La pobreza energética causa anualmente en España más muertes por falta de suministros que por accidentes de tráfico. Los estudios realizados por la Asociación de Ciencias Ambientales y por el Observatorio Social de La Caixa avalan estos datos.

Una treintena de organizaciones, 9 partidos políticos y más de 25.000 personas han apoyado con su firma el manifiesto #NoMásCortesDeLuz. El manifiesto reclama seis actuaciones concretas:

  • “Prohibición legal de todos los cortes de luz a familias con problemas económicos. Las eléctricas deberán dirigirse a la administración para comprobar la situación de las familias que no abonen sus recibos. Si sufren vulnerabilidad económica, no podrán cortarles el suministro y el coste será asumido por las compañías.
  • Fin a los abusos tarifarios. Aprobación de una tarifa asequible, regulada por el Gobierno, a la que podrán acogerse todos los consumidores domésticos en su primera residencia.
  • Creación de una auténtica tarifa social. Sustitución del actual bono social por una tarifa de reducida cuantía dirigida a las familias con bajos niveles de renta, sufragada por las eléctricas.
  • Reconocimiento y devolución por parte de las grandes eléctricas de los 3.500 millones de euros que cobraron indebidamente en conceptos de Costes de Transición a la Competencia (CTCs).
  • Auditoría al sistema eléctrico. Realización de un análisis de los costes del sistema desde que se puso en marcha la liberalización del sector, con el objetivo de determinar el precio real de las tarifas eléctricas.
  • Aplicación del tipo de IVA superreducido a la electricidad, pasando del 21% actual al 4% por ser considerado un servicio esencial para la ciudadanía.”

 El propio Ayuntamiento ha sufrido estos abusos al ver como desde principios de diciembre la compañía Iberdrola cortó el suministro eléctrico en el Edificio Administrativo de Cerceda,  causando numerosos perjuicios a la vecindad. Dicho corte, sin preaviso alguno y sin opción alguna de alegaciones o incluso de pago, fundado en una presunta deuda controvertida (declarada no procedente por la intervención municipal) y por tanto carente de los requisitos de líquida, vencida y exigible, ha dejado inutilizado servicios municipales esenciales que se prestan en dicho edificio a la vecindad.